Un museo de arte a gran atura

apc
Desde comienzos de la década de los años 70 quienes vivíamos en Ciudad Satélite, en El Alto, conocíamos una inmensa mole de cemento que llamábamos con sorna “monumento a CONAVI”. Era un enorme tanque de agua, sujeto en pilares de concreto a una altura de casi cuatro pisos. Fue levantado por el Consejo Nacional de Vivienda y jamás, ni un solo día, sirvió para lo que supuestamente había sido construido, a un costo seguramente millonario y con las “coimisiones” que son de suponer.

Tres décadas después tenemos allí funcionando el Museo de Arte “Antonio Paredes Candia”.

Sigue leyendo